Discurso José Luis Rodríguez Gamo en la jornada Bosque Metropolitano de Madrid celebrada en el mes de julio

José Luis Rodríguez Gamo, Decano COIM en la Comunidad de Madrid y Begoña Villacís, Vicealcaldesa

Por José Luis Rodríguez Gamo, Decano del Colegio Oficial de Ingenieros de Montes en la Comunidad de Madrid

Tengo el placer de saludar a la Vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, y al concejal Delegado del Área de Internacionalización y Cooperación Santiago Saura, que nos acompañan en esta jornada

Queridos compañeros, altos representantes de las distintas administraciones públicas, Decano y Secretario del COITF, gerentes de las patronales del sector, docentes universitarios, amigos.

En primer lugar quiero tener unas palabras de agradecimiento a las empresas que han hecho posible este encuentro y muy especialmente a sus representantes que hoy nos acompañan.

Hoy nos reunimos para abordar uno de los proyectos más ambiciosos que, en materia de infraestructura verde, se está realizando en la ciudad, el Bosque Metropolitano de Madrid.

Querida vicealcaldesa: Muchas gracias por acompañarnos en este día caluroso de verano, y casi ya de vacaciones. Es un enorme placer poder contar con tu presencia en esta jornada de networking organizada por el Colegio Oficial de Ingenieros de Montes en la Comunidad de Madrid.

Hace unos años, asistiendo a una Mesa del árbol, un representante político (no de tu partido político) reprochó a la Concejala Inés Sabanés que todo alcalde debería hacer un gran parque, que supusiera un legado para la sociedad madrileña.

Es verdad que muchas veces hay que plantearse tener los recursos suficientes para mantener en buen estado los jardines de Madrid, antes que hacer grandes obras, a veces faraónicas y sin contar con las demandas de la ciudadanía.

Autoridades participantes en la Jornada

Cuando comenzó vuestra acción de gobierno, me sorprendió muy gratamente que anunciaste el proyecto de un gran Bosque Metropolitano de Madrid para cerrar de una forma natural la superficie que rodea a la ciudad y que en buena parte se encuentra en situación de deterioro o abandono.

Es cierto que la palabra bosque igual resultó excesivamente ambiciosa, habida cuenta de los terrenos pobres, la contaminación y la elevada presión que ejerce la alta densidad de población sobre el territorio. Pero sonaba bien. Por fin un gran proyecto de ciudad que pensara en el futuro de las próximas generaciones.

La idea continuaba adelante, y decidisteis impulsar un Concurso internacional de ideas para el diseño del Bosque, dividido en 5 lotes.

Al Concurso se presentaron grandes equipos de proyectistas internacionales, muchos liderados por Estudios de arquitectura, siempre presentes en los grandes desarrollos de planificación territorial urbana.

Entre los ganadores, y me consta que no fue fácil, resultó ser adjudicatario uno liderado por compañeras que se encuentran aquí, muy conocedoras del territorio y de la realidad de Madrid, y que están haciendo un gran trabajo.

Presentando al Concejal, Santiago Saura

Y es que la ingeniería de montes es una profesión, no del todo conocida por la sociedad, pero que cuenta con casi 175 años de antigüedad, y que se encarga de aportar soluciones para la sostenibilidad en general, tanto en el medio natural, como en el medio urbano, y es en estos campos donde la mayor parte de nuestros compañeros ejercen sus trabajos. Creemos que podemos aportaros mucho al desarrollo del proyecto

Estamos muy de actualidad. En un escenario de sucesivas olas de calor, los incendios forestales ponen en el foco la necesaria puesta en escena de la GESTIÓN FORESTAL SOSTENIBLE. España, como país mediterráneo, ha de lidiar con el fuego que convive con nosotros ancestralmente y que bien utilizado es una herramienta fundamental para la propia gestión del paisaje.

El problema de nuestro medio rural es su ABANDONO. La falta de oportunidades hace que la gente decida huir los pueblos para venirse a las ciudades. Y una ciudad como Madrid, gran generadora de empleo y, en definitiva, futuro para los que deciden venirse, debe dar respuesta también al reto de la despoblación de esa España rural, proveedora de recursos naturales de primera magnitud.

Esto nos lleva a las ciudades, que han de convertirse por un lado en ejemplos a seguir desde el punto de vista de la concienciación ambiental para su población, y en elementos tractores de políticas ambiciosas que contribuyan a minorar los efectos del Cambio Climático, mediante grandes ejemplos de renaturalización y de conservación y mejora de la gestión de su capital natural, para que sea de verdad eficiente y produzca múltiples servicios a la sociedad.

Gran asistencia de público a la Jornada

Desde el COIMM estamos muy satisfechos de poder participar activamente en el desarrollo del proyecto del Bosque Metropolitano. Una idea ambiciosa que transformará la ciudad adaptándola al cambio climático a través de soluciones basadas en la naturaleza que permitirá a la sociedad disfrutar de una ciudad más habitable, más resiliente y cercana. La infraestructura verde de Madrid será una infraestructura básica de salud para uso y disfrute de todos.

Muchas gracias de nuevo por acompañarnos hoy, y sobre todo, por liderar una iniciativa que posicionará a Madrid como un ejemplo de CIUDAD VERDE a nivel internacional.

Marcar el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.